Comparte!

Puesta al día!

Pues aquí estamos de nuevo, pido perdón por haber tardado tanto y confieso que me cuesta, no por pereza sino porque ha sido duro.

Podemos decir que la primera intervención de pies está superada, ha costado pero el 20 de agosto, ya estábamos totalmente recuperadas, me incluyo, je, je.

Como os comenté anteriormente, no se pudo hacer todo lo previsto por el mal estado de sus huesos en cuanto a colocación y forma, así que ya vamos a por la segunda. En principio el 16 de diciembre entramos de nuevo en quirófano, y tengo plena confianza en que todo va a salir bien y que lo llevaremos mejor, anímicamente hablando.

Ha sido duro, muy duro, ella se quejaba de no poder jugar, ya veis, ella que no se sienta en todo el día, pues con dos pies escayolados se la comían los nervios. Ya os he dicho que su actitud es ejemplar y su eterna sonrisa es la que nos anima a todos. Cualquier visita por breve que fuera, era una fiesta, cualquier salida, a por el pan por ejemplo, era otra fiesta. Ya estoy pensando en el GPS cuando crezca un poco. Ir al cole era otra fiesta, se sentía protagonista y eso le encanta como a todos no?

Tuvimos algún problema con la herida de la pierna que no terminaba de cicatrizar (es la zona de donde cogieron tejido), con un clavo que hizo que pudiera pisar un sólo día la playa. Regreso de vacaciones anticipado y buscando planes alternativos a la playa, piscina y parques con arena. Complicado si, pero siempre rodeados de nuestra familia y amigos apoyando y animando. No me avergüenza decir que me vine abajo y que intentaré hacerlo mejor para la próxima.

Ella sabe que la operamos de nuevo y tiene miedo de las batas verdes y de la mascarilla, ya sabéis no? Pero lo más preocupante para ella cuando me oye hablar de la próxima intervención en navidad (dada la proximidad de las fechas) es sí papá Noel y los reyes magos van a seguir viniendo a casa o sí hacen viajes a hospitales, si va a poder abrir los regalos en la silla de ruedas, sí las cenas o comidas típicas vamos a pasarlas en casa o su silla cabe en las demás casas…. Lo que os digo, preocupada por la fiesta. Irán surgiendo más preguntas en este tiempo hasta esa fecha que intentaremos responder con ánimo y sinceridad.

Ni que decir tiene que siento un absoluto agradecimiento a todos vosotros por vuestro apoyo, vuestras iniciativas, vuestras aportaciones y vuestro cariño. No tengo ninguna duda de que Daniela, sabrá salir adelante y de que quien vea más allá de sus malformaciones verá una personita maravillosa, optimista, fuerte, divertida, cariñosa, guapa por dentro y por fuera, volcada en ayudar (es su frase favorita “¿Mamá te ayudo?” Y ahora además cuenta con todos vosotros. GRACIAS

Os comento como vamos económicamente. Nos hemos acercado mucho, mucho, muchísimo al objetivo. La primera intervención se desvió también bastante de lo presupuestado, en temas de medicina 2 y 2 no son 4 y sabemos cómo entramos en quirófano pero no sabemos cómo salimos y lo que allí una vez en la mesa, pueda surgir. Esperemos que la segunda sí se ajuste. Como ya comenté esto es una carrera de fondo, así que una vez terminemos con las tres intervenciones (sí podemos hacer frente a la tercera) os daremos las cifras. 

Tenemos un par de iniciativas en marcha:

Subasta en Ebay de un trozo de telón de Extremoduro. Categoría coleccionismo en posters y carteles.

Ya sabéis que tenemos un libro “En los albores del miedo” a la venta con fondos benéficos para Daniela.

Muchísimas gracias. Seguiremos informando.